¿Cómo hacer un montaje de cerraduras?

¿Cómo hacer un montaje de cerraduras?

Cerradura antigua

Las cerraduras son uno de los accesorios más indispensables para cualquier puerta, ya que brinda seguridad a toda la casa en general y privacidad entre las habitaciones.

Además, aparte de dar seguridad, permiten ofrecer un diseño a la puerta y a la casa en general. Dependiendo de lo que estés buscando puedes conseguir cerraduras que den un toque moderno o hasta elegante y sofisticado.

El montar una cerradura puede parecer un proceso un poco complicado que requiera de la ayuda de algún profesional, pero realmente es realmente sencillo y cualquier persona lo puede hacer.

Si estás pensando en cambiar el diseño de tu casa o tal vez la cerradura de una de las puertas se ha dañado, en el siguiente post te mostraremos la forma de montar una cerradura de forma sencilla, rápida y muy fácil, ya verás que te sorprenderá como hacerlo.

¿Qué se necesita?

Las herramientas y materiales a emplear son bastante sencillos, será necesario un destornillador, una cinta métrica, un lápiz, un taladro, una broca y la cerradura elegida. El uso del taladro y la broca es únicamente en casos en los que la puerta sea totalmente nueva y se vaya a montar la cerradura por primera vez.

 

Cerradura

¿Cómo montar la cerradura?

En caso de hacer sólo el cambio de una cerradura lo mejor es saltarte los dos primeros pasos.

  1. Medir y ubicar donde irá situada la cerradura. En el marco de la puerta se puede conseguir la ranura donde va incrustado el pasador de la cerradura, se puede tomar como referencia el orificio midiendo desde el suelo, para marcar donde se realizarán las perforaciones.
  2. Dependiendo del tipo de cerradura, realizar las perforaciones correspondientes, de esta manera se logrará situar el pasador de la puerta.
  3. Una vez situado correctamente el pasador se procede a la instalación del cilindro de la cerradura, fijándola con algunos tornillos y asegurándonos que haya encajado de forma adecuada y se mantenga totalmente firme horizontalmente.
  4. Después de haber ingresado el cilindro será necesario fijar correctamente las perillas de la cerradura. Se comienza con la parte externa, será necesario presionar el pasador e ingresar la perilla de forma en que se logre encajar en el gatillo.
  5. A continuación, se tiene que probar que la perilla gire correctamente y haga funcionar al pasador.
  6. Ahora se realiza la misma acción con la perilla interna.
  7. Finalmente se necesita realizar algunas pruebas ya sea abriendo y cerrando la puerta, con el seguro y con las llaves, para asegurar su correcto funcionamiento.

Recomendaciones

  • En caso de ser una puerta que se va a montar por primera vez, lo mejor es hacer el montaje de la cerradura después de que haya sido pintada y fijada en el lugar correspondiente.
  • En caso de hacer uso de las cerraduras para el exterior lo mejor es protegerlas de los factores ambientales o en el mejor de los casos hacer uso de cerraduras de acero inoxidables o resistentes a la humedad.
  • Para su mantenimiento, lo mejor es hacer uso de un paño húmedo para eliminar cualquier grasa o suciedad que posea.
  • En caso de que se necesite lubricar los mecanismos, lo mejor es hacer usar grasa grafitada, ya que el uso de los aceites puede promover la acumulación de polvo, haciendo que obstruyan los mecanismos.
  • En el momento de realizar perforaciones en las puertas, es necesario utilizar elementos de protección, ya sean gafas protectoras, tapabocas y unos guantes de cuero.

 

La instalación o montaje de una cerradura es bastante sencillo cuando se cumple con las herramientas y materiales correspondientes, por lo que no es necesario hacer un llamado a un profesional.